REFERXIONES

Mas alla de la vida.

Película: Más allá de la vida. Título original: Hereafter. Dirección: Clint Eastwood. País: USA. Año: 2010. Duración: 124 min. Género: Drama. Interpretación: Matt Damon (George), Cécile De France (Marie Lelay), George y Frankie McLaren (Marcus/Jacob), Jay Mohr (Billy), Bryce Dallas Howard (Melanie), Marthe Keller (Dra. Rousseau), Thierry Neuvic (Didier).

Guion: Peter Morgan. Producción: Clint Eastwood, Kathleen Kennedy y Robert Lorenz. Música: Clint Eastwood. Fotografía: Tom Stern. Montaje: Joel Cox y Gary D. Roach.

 

          http://feralon.blogspot.es/img/madlv.jpg ¿Qué hay más allá de la vida? ¿Qué nos espera al traspasar la inexorable frontera que separa la vida de la muerte, tal como las conocemos desde nuestra insegura y efímera experiencia humana?.

 

Si hace unos años me hubieran dicho a que grado de respeto cinéfilo llegaba un actor/director como Eastwood, no me lo hubiera creído. Solo el paso de los años y el visionado de su filmografía, nos deja constancia de que es todo un creador. Si W. Allen nos reitera el tema de temor a la enfermedad y la muerte, Eastwood nos reitera el tema del final, mostrando desde otro prisma lo mismo, pero más rotundo, narra el término de un proceso de cambio personal, de una vida desgstada, de una historia en definitiva bañada en soledad. El personaje de William Munny tendido bajo la sombra de un árbol en un bellísimo plano general de su filme «Sin perdón» sería la imagen que muestra todo ello, no hay fotograma que cuente mejor el cine de este ya gran director. Ahora con esta película, de algún modo nos introduce en la continuidad del final, de lo que hay luego, del mas allá. ¿Existe?: El filme no toma partido, pero nos coloca cartas sobre la mesa, los hay que si, habrá quien no piensa que existe continuidad alguna.

Lo que me llama la atención de la película es  que no tira de lo sobrenatural, no van por ahí los tiros. Pero los tonos narrativos de Leone, Shyamalan, González Iñárritu (recuerda a Babel)  dan un empaque a mi juicio muy acertado, que no todos los aficionados a este director le perdonaran, pues parece ser que al critica y parte del publico, sin desdeñar el filme, no le otorgan el grado de obra maestra,  que por ejemplo le dieron recientemente a “Gran Torino” para mi su mejor filme.

La espectacular escena del «tsunami» que abre la película no tiene nada que ver con el tono lento del resto del metraje, es como un golpe en el estomago que te prepara para desde la contemplación sencilla, digerir las tres historias que al final se unen en una.

Han dicho  del  filme y su director:

“El trabajo de puesta en escena y una atmósfera triste salvan todo, un mundo lúgubre, inequívocamente eastwoodiana. El rostro de Matt Damon apenas entrevisto en su apartamento, sus cenas solitarias, el paseo de un niño en el metro de Londres y sobre todo, dos sesiones de espiritismo desdramatizadas son lo mejor del filme y demuestran que Eastwood tiene una cualidad de gran cineasta: que sabe escuchar con las imágenes”.

Personalmente no me aburrió, pero aviso que no es fácil de ver, no es Harry el sucio o un pistolero almeriense de Leone paseando por lo espiritual. Es cierto que tiene irregularidades narrativas, pero es que la historia que cuenta, ya por si misma es compleja, a la par que interesante.  Claro que depende  de cada uno, de como vea su contenido.

Las interpretaciones son muy acertadas, me sorprendió para bien la francesa Cecile de France y la secundaria Bryce Dallas (hija de Ron Howard, el director de cine) que esta esplendida en su corto papel. Damon correcto, como siempre.

¿Hay algo mas luego de la muerte?. ¿Los que han permanecido unos segundos entre lo oscuro y la luz saben algo?. ¿Pueden contar algo que ya está premeditado a no ser comprendido? Eso es la película precisamente, será una de las obras menos comprendidas de su autor. Dicen que es su película mas controvertida, con el tema poco usal en el y parece que la peor tratada por la critica, pero aún con todo el publico no le da la espalda.   Yo la vi con un cine a rebosar, una gozada...por cierto.

En fin, es como si Clint Eastwood hubiese tratado de hacernos sus propias confidencias sobre preocupaciones vitales, en voz baja, con sutil naturalidad, sin aspavientos, al margen del espíritu comercial de hollywood. No es una obra maestra, pero nadie le puedrá negar su interés y en cierto modo el disfrute de ver cine de verdad a esta película.

 

Pero como todo en el cine, para gustos están las películas.

 

    Os dejo con el tráiler….:

 

http://www.youtube.com/watch?v=wrmY77ENiEQ

 

                                                                       Fer.A.

 

Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: